Herramientas para conocer, prevenir y manejar el riesgo de abuso sexual infantil y adolescente en los entornos digitales.

Mentiras y verdades sobre el abuso sexual en línea

MENTIRAS VERDADES
Los niños, niñas y adolescentes son obligados a participar en las situaciones de abuso sexual en línea. En la mayoría de los casos la participación de los niños, niñas y adolescentes es voluntaria. Aunque lo hagan sin intención, por equivocación, curiosidad, desconocimiento, manipulación, necesidad de aceptación y reconocimiento, entre otros motivos, usualmente acceden a participar en diversas actividades sexuales en las cuales son víctimas de abuso sexual.
Los abusadores suelen ser hombres que obligan a niños, niñas y adolescentes a involucrarse en conductas sexuales en línea. Las personas que abusan sexualmente de niñas, niños y adolescentes suelen ser en la mayoría de los casos hombres adultos, pero también pueden ser mujeres y adolescentes que están pendientes de los intereses y de las necesidades de menores de edad para seducirlos, engancharlos y utilizarlos sexualmente.
Lo que convierte a niños, niñas y adolescentes en víctimas del abuso sexual en línea es que son inocentes con respecto a la sexualidad y no saben lo que está pasando. En muchas ocasiones niñas, niños y adolescentes se involucran en este tipo de situaciones buscando información acerca de la sexualidad. También es frecuente que acepten las solicitudes de los abusadores en línea porque creen que ese tipo de actividades sexuales son apropiadas y deseables en las relaciones afectivas.
Si niños, niñas y adolescentes publican información personal en Internet van a ser abusados sexualmente en línea. Hoy en día, subir información personal a las redes sociales y a los diferentes escenarios digitales es una conducta muy común para todas las personas, y no todos los que lo hacen son abusados sexualmente en línea. Sin embargo, cualquier niño, niña o adolescente que acepte establecer comunicación con personas que no conoce personalmente y que comparte material textual, gráfico, fotográfico o audiovisual con contenido sexual aumenta su probabilidad de ser víctima de abuso sexual
Internet es peligroso para todos los niños, niñas y adolescentes. Internet es una gran herramienta de conocimiento, aprendizaje e interacción. Sin embargo, puede ser un arma de doble filo si se utiliza inadecuadamente, si no se actúa de manera segura y si como adultos no acompañamos a los niños, niñas o adolescentes cuando están navegando.
Los extraños en Internet son los más peligrosos para los niños, niñas y adolescentes. Establecer comunicación con personas extrañas a través de Internet incrementa las posibilidades de que un niño, niña o adolescente sea víctima de abuso sexual. No obstante, el abuso sexual en línea también puede ocurrir por parte de personas conocidas. En estos casos, la confianza y la proximidad que tienen algunos adultos con niños, niñas y adolescentes de su familia pueden facilitar el abuso y dificultar que se identifique y denuncie la situación (ver ¿Qué tipo de abusadores hay en línea y cómo actúan?).
El único peligro es que los niños, niñas y adolescentes acepten encontrarse con personas desconocidas que conocen por Internet. Internet facilita que niños, niñas y adolescentes lleguen a ser víctimas de abuso sexual en línea sin contacto y con contacto. Las consecuencias de cualquiera de estos tipos de abuso son nocivas para su bienestar físico, psicológico y social. Cuando un niño, niña o adolescente acepta un encuentro personal no sólo se expone al abuso sexual con contacto, también incrementa las posibilidades de ser víctima de explotación sexual comercial -

@RedPapaz

 

Síguenos en:

youtube_logo   Logo-twitter   facebook-logo

Red PaPaz sede nacional

Av (Cr) 15 # 106-32 Of 603
Tel: +(57) 1 6191832 - +(57) 1 6191834
Cel: 310 7561190
Mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Bogotá - Colombia

JoomShaper

Consola de depuración de Joomla!

Sesión

Información del perfil

Uso de la memoria

Consultas de la base de datos